Descargar Aplicación

DISCURSO PUBLICO:  ¿ES EL INFIERNO REALMENTE UN LUGAR DE TORMENTO?, Bosquejo del Discurso 45 Minutos

Nota al orador:

Recalque que Jehová, el Dios de amor, ha tomado las medidas necesarias para que la humanidad obediente vuelva a tener una buena relación con él. No ridiculice la doctrina del tormento eterno; más bien, atraiga afectuosamente al auditorio, ayudándole a razonar sobre las claras enseñanzas de la Biblia

POR QUÉ DEBERÍA INTERESARNOS EL INFIERNO (3 min.)

Nuestras creencias sobre el infierno afectan la opinión que tenemos de Dios y nuestra relación con él

Es digno de mención que, en 1999, el papa Juan Pablo II dijo que la palabra infierno indica, más que un lugar, “la situación en que llega a encontrarse quien libre y definitivamente se aleja de Dios” (g00-S 8/3 29)

Pese a todo, muchas personas, tanto dentro como fuera de la cristiandad, creen que el infierno es un lugar donde se castiga a los malos por toda la eternidad y, según algunos, se les atormenta con fuego (rs-S 187)

Quienes apoyan esta creencia tal vez sirvan a Dios por un temor malsano, en lugar de por amor (1Jn 4: 18, 19

Tal doctrina puede afectar negativamente nuestro deseo de acercarnos a Dios (Snt 4:8)

Para aprender la verdad sobre el infierno, tenemos que contestar las siguientes preguntas:

¿En qué condición se hallan los muertos?

¿Qué es el infierno, y por qué existe tanta confusión con respecto a él?

¿Qué esperanza hay para quienes están en el infierno?




¿EN QUÉ CONDICIÓN SE HALLAN LOS MUERTOS? (5 min.)

Los hebreos antiguos no pensaban que los muertos estuvieran conscientes

Creían, por el contrario, que la muerte era la cesación de todas las funciones vitales (Sl 146:4; Ec 9:5, 10; 7s-S245)

Cuando Adán pecó, su castigo no fue tormento eterno, sino el regreso al estado de inexistencia (Gé 2:17; 3:19)

Cuando las personas mueren, no sale de ellas un alma incorpórea para emprender un viaje a un mundo de ultratumba

La Biblia enseña, más bien, que el alma, o la persona, sencillamente muere (Isa 53:12; Eze 18:4)

¿QUÉ ES EL INFIERNO? (5 min.)

En muchas traducciones bíblicas se utiliza el término infierno para verter la palabra hebrea sche’óhl y la griega hái-des (it-1-S 1226; ¿t-2-S 1004)

La obra A Compendious Hebrew Lexicon (Compendio de léxico hebreo) dice que Seol es “el recinto común o región de los muertos” (¿£-2-S 1004)

Por tanto, el infierno es la sepultura común de la humanidad, no un lugar de tormento (i£-1-S 1076)

Debido a que Adán pecó, su prole iría al infierno bíblico, la sepultura común, donde no hay ni vida ni consciencia (Ro 5:12)

Puesto que el infierno no es otra cosa que la sepultura, allí van al morir tanto los malvados como los justos (Gé 37:35; Job 14:13; Hch 2:25-27)

¿POR QUÉ HAY CONFUSIÓN CON RESPECTO AL INFIERNO? (17 min.)

Los autores de la enseñanza del tormento tras la muerte fueron los paganos precristianos (rs-S 193)

En la religión del antiguo Egipto se encuentran testimonios primitivos de la creencia en el fuego del infierno

Las creencias de los antiguos babilonios y asirios hablan de un mítico mundo de ultratumba plagado de horrores

Si nos remontamos al siglo v1 a.E.C., encontramos en el budismo un infierno frío y uno caliente

¿No habla la Biblia del “Gehena de fuego”? (Mt 5:22; rs-S 191)

En las Escrituras Griegas Cristianas aparecen doce referencias al Gehena, y suele relacionarse esta palabra con fuego

Por ejemplo, Jesús habló de arrojar “todo el cuerpo’ de una persona al Gehena (Mt 5:29, 30)

También aconsejó a sus seguidores que “[temieran] al que puede destruir tanto el alma como el cuerpo en el Gehena” (Mt 10:28)

El valle de Hinón (Gehena) se encontraba fuera de las murallas de Jerusalén, y era el lugar donde se rendía un abominable culto idolátrico, que incluía sacrificios de niños

Para el siglo primero de nuestra era, el Gehena se usaba para incinerar la basura de Jerusalén, incluso los cuerpos de animales muertos y de los criminales ajusticiados que allí se tiraban

Dado que no se arrojaban seres humanos vivos, Gehena no es un lugar de tormento con fuego, sino un símbolo pertinente de destrucción eterna

¿Acaso no habla la Biblia de tormento con “fuego y azufre”? (Rev 14:9-11; 20:10)

Puesto que los muertos no están conscientes, tales palabras deben ser simbólicas

En la Biblia, el “tormento’ puede ser el resultado de un desenmascaramiento humillante (Rev 11:10; 7s-S 190, 191)

Para algunas personas, otro aspecto polémico tiene que ver con la parábola de Jesús sobre el rico que “existía en tormentos” mientras estaba en el Hades (“infierno”, RV, 1909) (Lu 16:23)

¿Se trata de un relato literal, o ilustra alguna otra cosa?

La Biblia de Jerusalén reconoce en una nota a pie de página que se trata de una “historia-parábola, sin

relación alguna con la historia” (rs-S 192)

¿Qué significa la parábola? (+s-S 193)

El rico representa a los fariseos (Lu 16:14, 22)

Lázaro representa a los judíos corrientes que se arrepintieron y se hicieron seguidores de Jesús (Mt 21:28-32)

Las muertes simbolizan un cambio de circunstancias (Lu 16:16)

Los que habían sido despreciados llegaron a disfrutar del favor divino

Dios rechazó a los que parecían favorecidos y los atormentó mediante los mensajes de condena que les

entregaron las personas a quienes ellos habían despreciado (Hch 5:33; 7:54)

Los traductores de la Biblia han permitido que sus creencias personales influyan en su obra, en vez de ser consecuentes al verter Seol y Hades (rs-S 188, 189; ¿£-1-S 1226, 1227)

La doctrina del fuego del infierno, una doctrina que deshonra a Dios, hunde sus verdaderas raíces más allá de las ideas humanas (+s-S 193)

Satanás el Diablo, a quien Jesús llamó “el padre de la mentira”, conspira para calumniar al Dios de amor representándolo como alguien cruel y vengativo (Jn 8:44)

¿QUÉ ESPERANZA HAY PARA QUIENES ESTÁN EN EL INFIERNO? (12 min.)

La personalidad de Dios y la doctrina del tormento eterno no son compatibles (Jer 7:31; rs-S 192)

La muerte es la pena por el pecado (Ro 6:23)

Dado que la muerte absuelve del pecado, no armonizaría con la justicia divina el que se añadiera el tormento eterno (Dt 32:4; Ro 6:7)

Dios juzgará a la humanidad en la prueba final que habrá tras el Reinado de Mil Años de Jesucristo (Rev 20:7-9,12, 13; rs-S 330, 331)

Jehová, el Dios de amor, reparará todos los males del pasado (Heb 2:14; rs-S 376; dg-S 27, 28)

Se liberará a quienes estén en el infierno; la muerte adánica y el Seol (Hades) serán así destruidos (Rev 20:13-15;it-2-S 1005)

La resurrección terrestre de los que estén en la sepultura común de la humanidad les permitirá recibir los beneficios curativos de la gobernación de Cristo

Se les enseñará la verdad y se les dará la oportunidad de vivir para siempre en el Paraíso (Lu 23:43; Hch24:15)

La Tierra será un paraíso, que fue lo que Dios se propuso desde el principio (Gé 1:28; rs-S 278)

Satanás, sus demonios y cuantos se rebelen deliberadamente serán destruidos para siempre (Rev 20:7-10)

¿QUÉ DEBEMOS HACER? (3 min.)

Dios ha permitido a los seres humanos dar testimonio de que es un Dios de amor, no de tormento (jv-S 10-12)

Jehová nos ha concedido el privilegio de ser sus Testigos

Los que han sido esclavizados por la doctrina del tormento después de la muerte deben acercarse a Dios y seguir a su Hijo (Mt 28:19, 20)

Así podrá liberárseles del temor a la deshonrosa enseñanza de que Jehová atormenta a los muertos, que han sido absueltos de sus pecados al morir

(Siga cuidadosamente la información del bosquejo y aténgase al tiempo asignado a cada sección. No es necesario leer ni comentar todos los textos citados)

Núm. 128-S—página 2 DEBE PRESENTARSE EN 45 MINUTOS

2000 Watch Tower Bible and Tract Society of Pennsylvania All Rights Reserved

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *