Descargar Aplicación

BUSQUEMOS PERLAS ESCONDIDAS: 5-11 Abril 2021, Números 17-18, Respuestas.

Busquemos perlas escondidas (10 mins.)

Nú 18:19. ¿Qué significa la expresión “un pacto de sal permanente”? (g02 8/6 14 párr. 2).

Un pacto libre de corrupción y deterioro, ya que la sal era considerada como símbolo de estabilidad y permanencia, es por ello que en la Biblia un pacto recibía el nombre de “pacto de sal”,  y este era ratificado al tomar una comida con sal.

COMENTARIOS ADICIONALES

Cuando se hacían los pactos, los pactantes solían comer juntos (incluso comían la sal juntos), lo cual denotaba lealtad y fidelidad perpetuas al pacto celebrado. Por lo tanto se entendía que un “pacto de sal” debía cumplirse sin falta.

La Biblia habla de la sal como algo esencial en la dieta del hombre y como un condimento para los alimentos. (Job 6:6.) Bajo la ley mosaica, todo lo que se ofrecía a Jehová sobre el altar tenía que salarse, no para mejorar el sabor, sino seguramente porque la sal representaba que la ofrenda estaba libre de corrupción o deterioro. 

La sal simbolizaba en la antigüedad estabilidad y permanencia en el tiempo. Tanto es así que en el pasado se usaba este producto para conservar los alimentos, por ejemplo. Por lo que la sal en un pacto simbolizaba que éste sería duradero y para ello ambas partes en el acuerdo tomaban una comida con sal.

La palabra de Dios no cambia. Cuando Jehová dice algo así se ha de cumplir y no importa cuánto tiempo pasé que siempre será así. Es el caso que hemos leído en Números 18:19 y este carácter duradero del pacto fue simbolizado por la sal, como se solía hacer, reflejando este carácter permanente.

No solamente la sal simboliza permanencia en el tiempo, sino que además bajo la Ley mosaica, los sacrificios se ofrecían con sal lo que les permitía estar libres de corrupción y deterioro. Es decir, la sal los protegía del paso del tiempo impidiendo que perdieran su valor. Los pactos de sal, siempre tendría su valor permanente sin importar el tiempo que pasara.

INFORMACIÓN ADICIONAL

En tiempos bíblicos, a los bebés a veces se les frotaba con sal al nacer, puesto que a esta sustancia se le atribuían propiedades medicinales y antisépticas (Ezequiel 16:4). En las Escrituras también se habla de la sal en sentido figurado. Jesús, dijo que sus discípulos eran “la sal de la tierra”, refiriéndose a que el mensaje salvador que ellos predicaban tenía una influencia conservadora (Mateo 5:13).

¿Qué perlas espirituales ha encontrado sobre Jehová, el ministerio y otros temas en la lectura bíblica de esta semana?

SOBRE JEHOVA

Números 17:8,9. Es Jehová quién nos elige para servirle de la mejor forma que él quiere. Cuando llegamos a tener alguna responsabilidad no debemos pensar en nuestro mérito. Sin nuestro trabajo no hubiéramos podido llegar a tener esas responsabilidades, pero todo el mérito es de Jehová, quién nos ha elegido y ha hecho posible que nos esforcemos por servirle en una u otra faceta como ocurrió con la vara de la casa de Leví.

Números 17:1-10. Nos enseña de Jehová que es un Dios muy sabio pues para dejar claro este asunto que surgió entre los israelitas, mandó que se colocarán 12 varas en la tienda de reunión, una por cada tribu de Israel y a la mañana siguiente,  la vara de almendro de Aarón floreció,  dejando así un ejemplo sobre cómo resolver los problemas a quienes llevan la delantera en la congregación o son cabezas de familia.

Números 19:11:12. Todo israelita que tocaba un cadáver era considerado inmundo por 7 días, y debía evitar el contacto físico con los demás y someterse a un procedimiento de limpieza que incluía lavarse la ropa y bañarse. Esto me enseña que,  mucho antes que se conocieran los gérmenes y la importancia de la  higiene, la ley contenía un código sanitario y preventivo que era sumamente avanzado para la época y manifiesta la incomparable sabiduría detrás de estas leyes: la de nuestro creador Jehová. Lo que nos muestra que obedecer las leyes perfectas de Jehová trae beneficios en todo aspecto de nuestra vida.

Números 18:12,13. Jehová le dijo a Aarón que todo lo mejor del aceite, del vino nuevo del vino nuevo, el grano, y los primeros frutos que le llevaran los israelitas serían para él y los suyos, con esto quedó probado que Jehová se preocupa por el bienestar de sus siervos fieles. Esto me enseña y nos da la seguridad que Jehová es un Dios amoroso que está pendiente en cubrir las necesidades de sus siervos fieles. Por lo tanto, si tenemos alguna ansiedad o preocupación arrojemos nuestra carga sobre Jehová confiando en que él nos proveerá lo necesario para el bienestar de nosotros mismos y nuestra familia.

Números 18:8. Tal como Jehová le proporcionó a Aarón y su casa materialmente todo lo que necesitaban para su servicio sagrado en el tabernáculo y en el templo, hará lo mismo y lo hace con nosotros. Dios no quiere que seamos pobres, y todo lo que tenemos es porque él nos lo ha dado y así lo ha permitido. Estamos agradecidos por todo lo que nos da, y esto lo reflejamos devolviendo a cambio y dando lo mejor de nosotros en su obra.

Números en su capítulo 19. Notamos a lo largo de este relato que Jehová dio instrucciones muy precisas para mantener la limpieza en ciertas situaciones. Aunque sabemos que esto no se hace hoy día. Debemos ser conscientes que tenemos que mantenernos limpios en nuestra adoración pura y este sistema aguarda muchos peligros. Si seguimos las instrucciones que nos da la Biblia con la rigurosidad y detalle que leemos en este capítulo, nos permitirá estar alerta para no tropezar.

Números 17:1,2,8. Cuando se cuestiona la autoridad del sacerdocio Aarónico, Jehová puso su sello de aprobación sobre Aarón, Al hacer que la vara del floreciera y produjera almendras maduras.  Esto me enseña primero, que  Jehová es la autoridad Suprema y nada ni nadie puede impedir que demuestre quien tiene su favor. y, segundo, el que la vara de Aarón produjera almendro, me recuerda que en la Biblia ese fruto literalmente significa el que despierta, lo que indica que Jehová está manteniéndose despierto y no descansará hasta que haya cumplido su propósito eterno.

Números 17:4,5. La Rebeldía que  Jehová tuvo que aguantar vez tras vez fue grande. Esto fue una clara demostración de la paciencia de Jehová hacia los seres humanos. ya que para él era suficiente hacerse respetar y decir audiblemente su decisión o haber decidido dar muerte a los rebeldes. Sin embargo, con mucha paciencia hizo que observarán cómo con brote y frutos de almendros. Esto me enseña que a nivel mundial Jehová debe demostrar paciencia con los humanos que ponen en duda Su autoridad o la designación de un cuerpo gobernante para dispensar el alimento al tiempo debido. Aún así Jehová hace que vean las claras demostraciones del cumplimiento de profecías y el resultado de lo que el autoriza para nuestro crecimiento espiritual.

En Números 18:25-28. Vemos como los israelitas estaban obligados a entregar el diezmo, donando la décima parte del producto del suelo y del ganado. Jehová alentó a su pueblo a dar en proporción a las bendiciones otorgadas por él. Actualmente Jehová nos anima a que demos u aportemos donaciones para la obra del Reino, y se alegra mucho cuando damos ya sea de nuestro tiempo, energías o bienes.

Números 17:8. Nos recuerda que es Jehová que nos elige Para servirle y es él quien nos da los privilegios de servicio en su pueblo, Por su gran bondad inmerecida, Así que nunca pensemos que solamente es por nuestro esfuerzo o habilidades, sino que todo es gracias a Jehová.

EL MINISTERIO

En Números 18:20. Jehová le dice a la tribu de Leví que él era “su herencia”. Ellos a diferencia de las demás tribus de Israel, no recibieron ningún territorio pero gozaban de una honrosa posición de servicio debido a que Jehová se ocupaba de sus necesidades básicas. De igual modo, los cristianos que tienen el privilegio de trabajar a favor de los intereses del Reino pueden estar seguros de que sus necesidades serán cubiertas.

OTROS TEMAS

Números 17:1-5. Las varas eran un símbolo de autoridad y Jehová las volvió a usar cuando las doce tribus se empezaron a quejar y revelar con la autoridad del sacerdocio por la casa de Aarón. Fue su vara la que floreció mostrando una vez más a quién Jehová había designado para estas funciones santas. Nuestros hermanos que dirigen las congregaciones son los primeros que han de ser humildes y dar ejemplo, pero han sido los escogidos para organizarnos y tenemos que ser humildes también con las decisiones que toman.

Números 17:10. Es cierto que somos personas imperfectas y nuestros hermanos cometen errores. Las instrucciones que se nos dan pueden cambiar. Unas reuniones atrás vimos en los Tesoros que no debemos ser personas quejumbrosas. Y si respetamos las decisiones que se toman en la congregación por hermanos imperfectos pero que han sido elegidos para ello, estaríamos cumpliendo con el orden que ha establecido Jehová, de lo contrario, seríamos como estos israelitas rebeldes que siempre estaban desautorizando a Aarón y su casa.

Números 18:2,3. Aquí vemos que aunque sus hermanos y sus hijos se unieran y lo ayudarán no podían acercarse a los utensilios del lugar santo ni del altar. Podemos extrapolar una semejanza de una familia donde el cabeza tiene una serie de responsabilidades. Toda la familia le ayuda, pero si surge algún asunto en la congregación sensible, este asunto solo queda entre Jehová, el anciano y el hermano o hermana en cuestión. La familia no tiene derecho a ser partícipe de este asunto, porque es un asunto sensible entre Jehová, el cuerpo de ancianos y el hermano o hermana.

Números 18:9-11. Todo este relato nos recuerda que dado el sistema actual podemos pasar por dificultades pero nunca nada más allá de lo que podamos soportar. Si mantenemos nuestra fe y confianza en Jehová, haciendo su voluntad en su obra, podemos estar seguros que él nos proveerá todo el alimento espiritual y material que necesitemos en nuestras vidas para seguir sirviéndole tal y como hacemos.

Números 18:14. Y como podemos leer a lo largo de este capítulo. Los levitas no llegarían a ser tan ricos como muchos israelitas pero tampoco serán pobres o vivirían de las sobras. Sino que tendrían todo lo necesario para llevar una buena vida al servicio de Dios. De igual forma, imitemos a los levitas. No persigamos el ser ricos materialmente, sino llevar una buena vida donde el Reino de Dios sea lo primero y no las riquezas materiales.

Números 18:28,29. Los levitas a parte de su servicio a tiempo completo en la casa de Jehová. También le daban una décima parte de lo que recibían que venía de lo que Dios les daba. De esta forma, también alababan, honraban y daban las gracias a Jehová por el gran privilegio de haberlos separado de Israel para su herencia. De igual forma, nosotros agradecemos el ser un pueblo aparte de este sistema con nuestro servicio y nuestra contribución con la obra mundial de Dios que es una parte de todo lo que él nos ha dado.

En Números 18:29. Se habla acerca de cómo debían ser los sacrificios que se presentaban a Jehová. Cuando los israelitas sacrificaban a Jehová un animal, tenía  que estar totalmente sano: sin deformidades, ceguera, heridas ni enfermedades. Quien agradecía de corazón la bondad divina, seleccionaba para Jehová lo mejor que tenía a su alcance. Esto me enseña que como siervo de Jehová debo esforzarme y darle lo mejor de mi. También debo hacerme un autoexamen para analizar mi calidad de adoración y que es lo que me motiva a realizarlo, para de esta manera darle siempre lo mejor a Jehová.

En Números 19:1-13. Se habla de cómo había una regla de purificación después de tocar a un muerto. Al haber estado en contacto con él, la persona impura tenía que ser rociada con “agua de limpieza” ceremonial la cual se hacía degollando una vaca roja sana. Y esto es debido a que los judios encontraban a cada paso indicaciones de que eran pecadores. Como seres humanos heredamos el pecado y la muerte, es por ello que debemos cuidarnos de mantenernos limpios en sentido espiritual para no ser causa de impureza dentro de la congregación y servir a Jehová de manera pura y como a él le agrada al ser un Dios limpio.

Números 17:10. La vara de Aarón, quien de manera milagrosa echó botones y floreció, fue colocada en el  arca del pacto puesto que serviría como señal para los hijos de la rebeldía y así demostrar las consecuencias que produce revelarse contra Jehová y contra quienes él ha nombrado, con esto el arca tenía en su contenido las dos tablas del Testimonio, una jarra de oro que contenía el maná y la vara de Aarón que echó botones, pero más tarde, en algún momento anterior a la construcción del templo de Salomón, se sacaron de ella, esto se debe a que sirvió como señal a los rebeldes, y puesto que todos estos ya habían fallecido, se retiró del Arca puesto que ya había cumplido su propósito como señal de advertencia.

Números 17:10-13. Después de los sucesos de Coré y los demás rebeldes, Jehová estableció una señal definitiva de quienes nomas debían estar a cargo de Israel, haciendo que la vara de Aarón floreciera, de ese momento en adelante, la vara de Aarón se guardaba en el arca del testimonio por señal a los hijos rebeldes y después de este acontecimiento, el pueblo temía acercarse al tabernáculo, la vara de Aarón serviría como recordatorio de no desafiar la autoridad de Jehová, igualmente nosotros tenemos toda la Biblia en la cual encontramos relatos que demuestran las consecuencias negativas de hacer lo que a Jehová le desagrada, así que al hacer meditar en tales relatos evitaremos hacer lo que Jehová odia.

Números 18:7. Aquí se vuelve a recordar que solo a la familia de Aarón y los levitas se les encomendó todas las tareas relacionas con el servicio sacerdotal, en especial con las actividades efectuadas en el tabernáculo, es por eso que toda aquella persona que no estuviera autorizada, ya fuera israelita natural, residente forastero o cualquier otra persona no tenía permitido ingresar al tabernáculo sin autorización, esta norma era para enseñar a los israelitas que debían respetar los límites que Jehová había fijado para ciertas funciones, lo que nos enseña a nosotros que debemos reconocer que hay asuntos y funciones en los cuales no debemos entrometernos.

Números 18:12. Cuando tuvieran que realizar sus ofrendas, los israelitas podían ofrecer los primeros productos del aceite, del vino nuevo y de los cereales, sin embargo siempre debían dar lo mejor de cada cosa, el que se ofrecieran las primicias fielmente agradaba a Jehová y esas ofrendas serian recompensadas con bendiciones para todos los implicados, igualmente nosotros podemos darle muchas cosas a Jehová, ya sea nuestro tiempo, nuestras fuerzas o nuestros recursos, pero la cuestión es que también debemos darle lo mejor y de buena gana, cuando realizamos esa ofrenda Jehová recompensara todo lo que hagamos por el en bendiciones.

Números 18:20. A diferencia de las demás tribus de Israel, los levitas no recibieran porción alguna del territorio cuando entraran en la Tierra Prometida, sin embargo aquí Jehová les da una frase de consuelo, él mismo seria su herencia, aunque no tenían tierras, gozaban de una honrosa posición de servicio, aparte, Jehová siempre se  ocupaba de sus necesidades básicas, sin duda tener a Jehová como herencia era mejor que cualquier cosa que la Tierra Promedia pueda ofrecer, de igual modo, los cristianos que tienen el privilegio de trabajar a favor de los intereses del Reino pueden estar seguros de que sus necesidades serán cubiertas.

Números 19:2-9. En esta sección del capítulo 19 de Números encontramos el proceso de cómo conseguir la ceniza para obtener la purificación, primero se degollaba una vaca roja sana y sin defecto sobre la que no había venido ningún yugo y se la quemaba fuera del campamento, después las cenizas de esta se depositaban en un lugar limpio en el exterior del campamento de modo que se conservaba una parte para mezclarla con agua y rociar a las personas o cosas inmundas que había que purificar, Pablo usó este método para resaltar la limpieza, mucho más importante, de la conciencia de obras muertas que es posible mediante la sangre del Cristo.

Números 19:11. La Ley mosaica era muy clara sobre este asunto de que todo aquel que tocara un cadáver debía permanecer inmundo y aislado por siete días, aunque la razón de esta decisión judicial debía ser subrayar que la muerte es el resultado del pecado y la imperfección, también servía para prevenir la propagación de enfermedades y contribuía a la higiene de quienes la observaban, los que no obedecían esta Ley podían ser castigados con la pena de muerte debido a entre otras cosas, poner en riesgo la salud de los demás, igualmente nosotros debemos obedecer todas las instrucciones que recibamos para evitar la propagación de la pandemia.

Números 19:20. Este versículo menciona que aquella personas que se había vuelto impura y aun así no haya hecho los arreglos necesarios para purificarse debía ser eliminada de la congregación porque la estaba contaminando, obviamente este mandato se mandaba a ejecutar al culpable y es algo que no se debe hacer pero el principio de este mandato todavía es aplicable en la actualidad en la congregación cristiana, si un hermano este cometiendo un pecado grave y a pesar de los consejos amorosos de los ancianos para que haga los arreglos necesarios para rectificar su proceder y sin embargo no hace caso, debe ser expulsada de la congregación para que su influencia no afecte a los demás.

Números 17:5,8. Jehová en una sola noche hizo que la vara de Aarón echara botones, flores y produjera almendras maduras. Esto fue un verdadero milagro, en lugar de seguir la secuencia natural de capullo, flor y luego fruto, las tres etapas acontecieron a la vez. Esto me enseña que a pesar del adelanto científico, ningún ser humano ha hecho que el proceso natural de un árbol se realice en una sola noche, pero Jehová sí tiene pleno control sobre su creación. Este impresionante suceso nos confirma y da la seguridad que él volverá a crear, renovar y restaurar toda vegetación de la Tierra para que sea un verdadero paraíso.

Números 17:10. En vista de lo que sucedió, Jehová manda  a Moisés que la vara de Aarón se conservará en el arca del pacto cómo señal o recordatorio para los hijos de La rebeldía, así  dejarían de quejarse y así no serían eliminados. Esto me enseña que, cómo Somos humanos olvidadizos, necesitamos, vez tras vez, que se nos traigan a la memoria las instrucciones y advertencias de Jehová. reconocemos que no somos capaces de dirigir nuestros propios pasos, que Jehová tiene el derecho de llamar nuestra atención a sus justos recordatorios para que lo obedezcamos y actuemos como él desea y así obtener su aprobación.

Números 19:16,18-20. El israelita que tocará un cadáver o un hueso se hacía inmundo y debía seguir un sistema de purificación prescrito en la ley, el que no obedeciera podía ser castigado con la pena de muerte. Esto me enseña que, la Biblia expresa de manera clara la actitud hacia la persona fallecida o su cadáver, es evidente que no se practicaban y adoraba a la persona fallecida. Además, los cristianos conocemos la verdad bíblica sobre los muertos. así que sin importar nuestra cultura u origen étnico, rechazamos y evitamos practicas antibíblicas que  deshonran a Jehová.

Números 19:2,3. Eleazar, el tercer hijo de Aarón, fue un hombre que se caracterizó por cumplir bien con sus deberes sacerdotales, como el de oficiar la ofrenda de la novilla roja. es seguro que Aaron se sintió satisfecho y feliz porque su hijo tomó la buena decisión de servir con celo a Jehová. Esto me enseña que, de igual manera, los padres cristianos nos sentimos satisfechos y felices cuando nuestros hijos deciden servir y mantenerse fieles a Jehová. Hablarles a nuestros hijos de personajes reales como Eleazar, fortalece tu fe y les ayuda a comprender lo importante que es, que tomen la decisión de Servir a Jehová.

Números 17:10. Dice que la vara de Aarón se guardó en el arca del pacto durante un tiempo como advertencia al pueblo para que no volvieran a murmurar de los representantes nombrados de Jehová, indicando así que a Jehová le disgusta mucho que hagamos esto,Así que respetemos la autoridad que él les ha dado y seamos obedientes a los arreglos que ellos hacen.

Números 17:11. Nos muestra una vez más que Moisés siempre hizo tal como Jehová le mandó, dejando claro ejemplo a quienes tienen un cargo de responsabilidad en la congregación que siempre tienen que tomar decisiones o dictar juicios envase sólo a lo que dice la palabra de Jehová, y no dejándose llevar por su criterio personal.

Números 18:1. Nos enseña que mientras más privilegios tengamos más responsabilidad tendremos que asumir, por ejemplo,  en caso de los ancianos ellos están a cargo de toda la congregación y cuando algo en la congregación falla o hay disputas, Ellos tienen que responder ante Jehová. Así que esforcémonos por no ser cargas pesadas para ellos.

Números 18:3. Me hace pensar en los Siervos Ministeriales, a ellos se les da ciertas responsabilidades, pero hay cosas en las que no se pueden inmiscuir porque solamente les corresponden a los ancianos. Así que al igual que los levitas deben ocuparse sólo de lo que se les está permitido.

Números 18:8. Nos dice que como Aron y su familia se dedicarían sólo a servir a Jehová, él les daría lo necesario materialmente,Esto nos enseña que siempre y cuando pongamos los intereses del reino en primer lugar Jehová nunca nos dejará solos, sino más bien todo lo que necesitemos vendrá por añadidura.

Números 18:20. Nos recuerda que no debemos esforzarnos por acumular cosas materiales aquí en la tierra, ya que de nada nos serviría, porque nosotros ya tenemos nuestra porción de bendiciones reservada, así esforcémonos cada día por seguir preservándola.

Números 18:29. Nos enseña que siempre cuando le demos algo a Jehová debe ser lo mejor que tengamos, ya que él es el creador del universo y se merece lo mejor, así que nunca demos simplemente lo que nos está sobrando, ya sea recursos, nuestras fuerzas o tiempo.

Un comentario en «BUSQUEMOS PERLAS ESCONDIDAS 2021, Semana Del 5 al 11 de Abril, Números 17 al 18, Respuestas.»
  1. Hola que tal? Me parece excelente este arreglo ya que muchos se han beneficiado de esto. Gracias lo que sugiero es que nos ayuden en el discurso ¿por qué le damos a JEHOVÁ de lo que tenemos?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *