Descargar Aplicación

Estudio del Libro de la congregación, 12-18 Abril 2021, Capítulo 7, Párrafos. 16 AL 23, Respuestas.

Estudio bíblico de la congregación (30 mins.): rr cap. 7 párrs. 16-23.

Jehová castigó con furia a sus enemigos

16,17 ¿Qué lecciones aprendemos de la forma en que los filisteos trataron a Israel?

Que al igual que a Israel, el pueblo de Dios de la actualidad ha sufrido la oposición de algunas de las naciones más poderosas y opresivas de la historia. Y aunque en ocasiones parezca que estas naciones se salen con la suya, no debemos de perder la fe por eso y dejar que nos invada el temor ya que Jehová no permitirá que su pueblo desaparezca.

COMENTARIOS ADICIONALES

Uno de estos casos en donde naciones poderosas oprimen al pueblo de Dios fue al inicio del siglo 20 cuando el gobierno de Estados Unidos intentó detener las actividades del pueblo de Jehová condenando a décadas de prisión a los hermanos que dirigían la organización. Y aunque este injusto encarcelamiento tan solo duró 9 meses, durante ese tiempo parecía que los enemigos del pueblo de Dios se estaban saliendo con la suya.

Y el pueblo de Dios no estuvo exento de esta oposición durante la guerra más grande de todos los tiempos, la Segunda Guerra Mundial. Durante está, en Alemania, el partido nazi quería llevarse por delante al pueblo de Dios; por eso encarcelaron a miles y mataron a cientos de ellos. Y aunque la policía secreta nazi (GESTAPO) vigilaba a todas las religiones, el historiador holandés Louis de Jong señaló que “tan solo un grupo religioso, el de los testigos de Jehová”, fue objeto de “persecución hasta la muerte”. 

Y algo que debemos de grabarnos en nuestra mente y corazón es que independientemente de lo poderosas y lo autoritarias que sean estas naciones Jehová hace que su pueblo siga prosperando. También muy pronto, todos los gobiernos humanos desaparecerán como los filisteos, los ammonitas o los moabitas: no tendrán más remedio que saber quién es Jehová.

Aprendemos que todo gobierno, pueblo o nación que vaya en contra de Dios no saldrá inmune y habrán consecuencias, como los filisteos que desaparecieron. A Israel la atacaron, desde todos los frentes. A nosotros hoy día también nos atacan, de diferentes frentes pero no pensemos que se salen con la suya, porque Jehová traerá su hora donde desaparezcan como los filisteos. Es por ello, que no perdamos la fe ni nos desanimemos.

A diferencia del pueblo de Israel, el pueblo de Dios de la actualidad ha seguido una trayectoria de lealtad. Jehová en aquel momento puso fin a todo el mundo que fue contra él, y hoy hará lo mismo al debido tiempo, de forma que nadie se saldrá con la suya. Esto nos reconforta y nos ayuda a mantenernos activos en nuestra lucha diaria en este sistema.

El pueblo de Dios de la actualidad ha sufrido y sigue sufriendo oposición y opresión. Estados Unidos, Alemania, la Unión Soviética. Todos ellos grandes naciones que en un momento de la historia fueron y atacaron directamente al pueblo de Dios y aún con todo el poder que tenían, no lograron que desapareciera. Porque Jehová nunca lo permitirá como dice Mateo 10:28-31. Sino que serán ellos quienes desaparecerán en un futuro cercano.

Vemos la mano de Jehová sobre el pueblo de Dios cuando lo comparamos con los gobiernos humanos. Estos vienen y van, los gobiernos autoritarios no se mantienen, vienen y van. Todas las decisiones que toman los gobiernos humanos cambian, empeorando o mejorando la situación de todos sus habitantes. Sin embargo, el pueblo de Dios siempre prospera sin importar las circunstancias y no para de hacerlo, porque Jehová está con nosotros.

Sus “abundantes riquezas” no le dieron protección permanente

18 ¿Qué clase de imperio controlaba la ciudad de Tiro?

Este era un gran imperio comercial que se extendía del este al oeste. La ciudad misma era una exposición de los productos más finos; era el centro comercial del mundo antiguo. 

COMENTARIOS ADICIONALES

La ciudad de Tiro no solo era un imperio comercial y económico sino que también se jactaba de ser un imperio muy bueno para la guerra. Y es que esta ciudad usaba su riqueza para contratar soldados de tierras extranjeras a fin de que pelearan por ella. De hecho durante cinco años el rey asirio Salmanasar sitió a Tiro; sin embargo, no pudo tomar la ciudad. Con razón Tiro, en sus monedas, se describía como “sagrada e inviolable (w60 1/10 pág. 601).”

Era un gran imperio comercial, esto significa que tenía abundantes riquezas. Había mucha riqueza y gente con mucho poder, tan ricos que se consideraban príncipes como se dice en Isaías 23:8. Esto era posible por todas las rutas comerciales tanto terrestres como marítimas por las que llegaban grandes fortunas de tierras distantes.

19,20 ¿Cuál es la diferencia entre los habitantes de Tiro y los de Gabaón?

Que aunque los habitantes de Tiro mantuvieron contacto estrecho con la nación de Israel, se empeñaron en llevar un estilo de vida materialista en vez de conocer a Jehová y aprender sobre la adoración pura. En cambio la ciudad cananea de Gabaón en cuanto supieron de las cosas extraordinarias que Jehová había hecho, quisieron ser sus siervos. 

COMENTARIOSADICIONALES

Los habitantes de Tiro siguieron buscando más riquezas materiales mientras que los de Gabaón valoraron y vieron todo lo que el pueblo de Israel tenia gracias a la mano de Jehová y quisieron ser también sus siervos. Los habitantes de Tiro, que vieron la época dorada y gloriosa de Israel, siguió valorando más el dinero e incluso vendió a algunos israelitas como esclavos.

El mismo rey de Tiro, Hiram, como leemos en 2 de Crónicas 2:12, dice que “Alabado sea Jehová” y vio todo lo bueno que tenía Israel, lo que hacían y cómo venía de Dios. La época dorada de Israel que los habitantes de Tiro no aprovecharon incluso con las propias palabras de su rey y que siguieron buscando su beneficio personal y material.

INFORMACIÓN ADICIONAL

Los gabaonitas recurrieron a un ardid y enviaron representantes que fingieron ser viajeros de una tierra distante. Aquel esfuerzo por buscar la paz surtió efecto, pues Israel celebró un pacto con ellos. Cuando se descubrió su engaño, los gabaonitas llegaron a ser recogedores de leña y sacadores de agua. Es obvio que Dios no estaba disgustado con aquel pueblo que buscó la paz.

21, 22 ¿Qué le pasó a Tiro, y por qué?

Jehová a través de Ezequiel le dijo a esta ciudad opositora: “Oh, Tiro, aquí estoy contra ti, y levantaré muchas naciones contra ti como el mar levanta sus olas. Estas destruirán las murallas de Tiro y demolerán sus torres; yo rasparé su suelo y la dejaré como una roca brillante y pelada” (Ezequiel 26:1-5). Todo esto le pasaría debido a que los tirios consideraban que sus riquezas eran una protección. || © Copyright 2019-2021 comentajw.com – Todos los derechos reservados

COMENTARIOS ADICIONALES

Tiro fue cercada durante trece años por parte de los babilonios y posteriormente Alejandro Magno saqueó la ciudad. Las profecías de Ezequiel se estaban cumpliendo contra esta ciudad opositora. La ciudad fue saqueada, murieron miles de soldados y civiles, y se vendieron a otros miles como esclavos.

Todo esto ocurrió por la actitud de Tiro que no quisieron ver a Jehová ni conocerle, sino que en lo único que confiaban lealmente y daban su vida por ello era al dinero y a la seguridad material que como dijo Salomón en su advertencia: “la riqueza del rico (…) -solo está- en su imaginación”. Los tirios aprendieron que la protección de que dan las riquezas materiales no son permanentes y tuvieron que saber quién es Jehová.

23 ¿Qué lección aprendemos de los habitantes de Tiro?

Nos enseña a ver a las riquezas materiales como lo que son, pasajeras. No son ningún tipo de muralla o de protección permanente. Lo único que nos protege en todo momento es la palabra de Dios, él único que nos puede proteger siempre es Jehová. Tiro vio su riqueza como una muralla protectora, no cometamos el mismo error.

COMENTARIOS ADICIONALES

El pensar que nuestra riqueza es nuestra fuente de protección nos estaría haciendo esclavos a ella y no a Jehová como dice Mateo 6:24. La única forma que tenemos de sentirnos siempre protegidos es teniendo la aprobación de Dios, así siempre estará a nuestro lado y nada hará que nos sintamos inseguros.

Tal como pasó con Tiro, hoy día, todos los que confían en su dinero y riqueza material sabrán quién es Jehová cuando llegue su día señalado. Cuando él destruya este sistema comercial de codicia y egoísmo, será en este momento en el que las personas verán que las riquezas materiales no otorgan ninguna protección.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *