Descargar Aplicación

TESOROS DE LA BIBLIA, 2-8 de agosto 2021: “La Ley demostraba que Jehová cuida de los animales”, Discurso.

“La Ley demostraba que Jehová cuida de los animales” (10 mins.)

Cada día que pasa nos admiramos muchísimo de la creación de Jehová y vemos cuánto amor tiene Él al darnos cosas que no son imprescindibles para vivir. Sin embargo, si para disfrutar de nuestras vida podemos hablar de una puesta de sol de los alimentos. Y ¿Qué decir de los animales? cada cosa tiene su propósito y cada cosa tiene su ley que cumplir.

Por eso, en esta sección de Tesoros de la Biblia veremos el título: «La ley demostraba que Jehová cuida de los animales» Es triste, pero el ser humano da por sentado que las cosas que están a su alrededor son de su propiedad. Y no es así.

Por eso se ha distorsionado tanto el cuidado a los animales, el trato que se les da. Podemos mencionar de situaciones donde se demuestra maltrato hacia ellos, por ejemplo, cosas como peleas de perros se han vuelto como deportes o peleas de gallos, hacerlos pelear hasta que mueren. O corridas de toros. Donde muchos disfrutan viendo sufrir a un animal.

¿Qué pensará Jehová de eso? ¿Qué pensaba Jehová antes? y ¿Qué sigue demostrándolo? y lo que espera, por supuesto, de nosotros. Revisemos tres puntos, tres textos bíblicos que nos ayudan a ver cómo Jehová demostraba que Él cuidaba de su creación. En este caso de los animales. Examinemos la ley que decía en Deuteronomio capítulo 22 y el versículo 4.

Deuteronomio 22:4 

«Si ves que el burro o el toro de tu hermano se cae en el camino, no hagas como si no lo hubieras visto. Sin falta debes ayudarle a levantarlo.

Es muy común en muchas partes que todavía se utilicen animales para transportar cargas. Y aquí el texto es muy claro. Si alguien veía el animal, en este caso el burro o el toro, que no sea de su propiedad sino de otra persona y este animal se cayera con su carga sobre él, debían ayudarlo, aunque no sea de su propiedad Sin faltas debes levantarlo, dice Jehová.

En ese entonces y hasta ahora, incluso muchos de estos animales llevan sobre sí el peso corporal. Así que era casi imposible que se pudiera levantar con ese peso. Jehová estaba ahí, demostrando claramente que tenía que dársele un buen trato a estos animales.

Hoy día los seres humanos también necesitamos eso, no queremos sobrecargar el peso de algún animal que tengamos nosotros de uso si vivimos en el campo, Jehová sigue manteniendo su postura en cuanto a esto. ¿Qué pensar hasta de cosas tan pequeñitas como las aves? ¿Qué opinaba Jehová ? Veamos lo que se indica en Deuteronomio, el capítulo 22, los versículos 6 y 7.

Deuteronomio 22:6,7

«Si en un camino te encuentras un nido con polluelos o huevos, sea que esté en un árbol o en el suelo, y la madre está echada sobre los polluelos o los huevos, no te lleves a la madre y a los polluelos. 7 puedes quedarte con los polluelos, pero asegúrate de soltar a la madre. Hazlo así para que te vaya bien y vivas muchos tiempo.

De nuevo, en esta ley, Jehová está demostrando que cuida de los animales. La situación que se presenta aquí es que Jehová no estaba prohibiendo que el ser humano se beneficie de estos animales, tal vez para alimentación, pero también les estaba indicando aquí que debían demostrar consideración, ¿Porque? lo que vemos en estos versículos indica que la madre, en este caso el ave, esta sobre sus polluelos o sobre sus huevos.

¿Por qué no huyen las aves? Normalmente es una manera de proteger a su nido o a sus crías. Ese es el instinto de protección de su prole. Jehová permitía que el israelita podía quedarse con los huevos, pero estaba obligando a que deje en libertad a la madre. ¿Por qué? Porque ella podía tener más crías y no estamos hablando de aquí , que era una decisión de hacerlo o no.

Como vemos al final del versículo 7, Jehová le dijo «Hazlo así para que te vaya bien y vivas mucho tiempo». Era una clara advertencia de parte de Jehová. Hoy nosotros también queremos seguir demostrando que hasta por cosas pequeñísimas dentro de la creación de Jehová, queremos demostrar consideración.

Podemos enseñar a los niños en nuestras casas a cuidar de los animales y no maltratarlos, en ocasiones hasta los padres o familiares pueden deleitarse cuando ve a un niño maltratar a un pobre animalito. Ya he visto que estos animalitos cuando están junto a los niños, pues están dispuestos a aguantar lo que sea. Y claro, en la mayoría de los casos lo aguantan. En algunas otras reaccionan defendiéndose.

Necesitamos que desde los niños, los Jóvenes y los adultos sepamos realmente demostrar que cuidamos a los animales, algo que Jehová creó y que se merece también la consideración de nuestra parte. Otra manera, como Jehová indicaba que los israelitas debían considerar a los animales, se encuentran ahora en Deuteronomio capitulo 22 y el versículo 10.

Deuteronomio 22:10

«No pongas a arar juntos a un toro y a un burro»

Es posible que nosotros no tengamos este tipo de animales ni campos para arar, pero sí es casi común que todos tengamos un animal doméstico. ¿Qué espera Jehová que hagamos? En Proverbios el capítulo 12 y el versículo 10.

Proverbios 12:10

El justo cuida a sus animales domésticos, pero, en el caso del malvado, hasta su misericordia es cruel.

Si tenemos un animalito a nuestro cargo, debemos darle el trato que corresponde, el trato que Jehová exige a nosotros como seres humanos. Si nos hacemos cargo de uno de estos animalitos, pues necesitamos nosotros también demostrar la misma postura de Jehová somos hechos a la imagen de Jehová.

Por lo tanto queremos demostrar el mismo aprecio a la creación de Dios. Enseñemos a nuestros familiares, aún a los más pequeñitos, a saber cuidar, proteger y tratar adecuadamente a los animales que están a nuestro cargo.

Eso nos hace pensar que si en algún momento nos dan un animalito para criarlo y vemos que no tenemos las condiciones apropiadas para hacerlo, o tal vez si es un animal que podría causar daño a nuestros seres queridos, es mejor abstenernos de aceptarlo o tenerlo.

Es mejor, también que nosotros inculcamos a nuestros familiares a que den el trato apropiado a esta creación de Jehová. Si él piensa de esa manera, si él siempre pensó hasta el punto de dar leyes específicas a los seres humanos, demuestra que Jehová realmente quiere cuidar a su creación y quiere que nosotros también las cuidemos.

Hagamos todo lo posible por pensar como Jehová . Demostremos que realmente cuidamos a nuestros animales a cargo y que también eso refleje en nuestro profundo respeto y amor a Jehová y a su creación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *