Descargar Aplicación

Examinando las Escrituras diariamente 2020

Domingo 11 de octubre del 2020

La voluntad de Dios es que hombres de toda clase se salven y lleguen a un conocimiento exacto de la verdad (1 Tim. 2:4).

¿Cómo vemos a las personas que aún no conocen la verdad? Es cierto que el apóstol Pablo fue a las sinagogas para buscar a los que ya sabían algo sobre Dios. Pero no solo les predicó a los judíos. Por ejemplo, durante el primer viaje misionero de Pablo, los habitantes de la región de Licaonia creyeron que él y Bernabé eran los dioses Zeus y Hermes en carne y hueso. ¿Se dejaron llevar Pablo y Bernabé por los encantos de la fama y la popularidad? ¿Se lo tomaron como un descanso después de haber sufrido persecución en las últimas dos ciudades que habían visitado? ¿Pensaron que esa publicidad podría favorecer la predicación? En absoluto. De inmediato rasgaron sus vestiduras y empezaron a gritar entre la multitud: “¿Por qué hacen estas cosas? Nosotros también somos humanos que tenemos sufrimientos igual que ustedes” (Hech. 14:8-15). w18.09 5 párrs. 8, 9.

¿En qué sentido entendían Pablo y Bernabé que eran iguales a los licaonios?

Pablo y Bernabé reconocieron que eran tan imperfectos como aquellas personas. Pero no quisieron decir que su adoración fuera igual a la de los licaonios. Ellos eran misioneros que tenían un nombramiento especial (Hech. 13:2). Además, habían sido ungidos con el espíritu santo y tenían la esperanza de ir al cielo. Pero comprendían que esas personas también podían recibir la esperanza de ir al cielo si aceptaban el mensaje.

¿Cómo podemos imitar la humildad de Pablo cuando predicamos?

¿Cómo podemos imitar la humildad de Pablo? Una forma es resistiendo cualquier deseo de recibir adulación por lo que logramos con la ayuda de Jehová. Debemos preguntarnos: “¿Cómo veo a la gente a la que predico? ¿Se me ha contagiado algún prejuicio común en la zona donde vivo?”. Es digno de notar que los testigos de Jehová continúan buscando a personas que acepten la verdad. A veces, esto implica que algunos cristianos aprendan el idioma y las costumbres de personas marginadas por la sociedad. Estos hermanos no se consideran superiores a ellas. Al contrario, tratan de comprender a cada persona a fin de saber cómo ayudarla a aceptar el mensaje del Reino.

Todos los Derechos Reservados Copyright © 2020 Watch Tower Bible and Tract Society of Pennsylvania JW.ORG.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *