Descargar Aplicación

 TEXTO DIARIO, De hoy Martes 13 de julio del 2021

Examinemos las Escrituras todos los días 2021

Martes 13 de julio del 2021

Asegúrense de las cosas más importantes (Filip. 1:10).

Entre estas cosas importantes están la santificación del nombre de Dios, el cumplimiento de su propósito y la paz y unidad de la congregación (Mat. 6:9, 10; Juan 13:35). Cuando nuestra vida se centra en estas cosas, demostramos que amamos a Jehová. El apóstol Pablo también dijo que debemos estar “exentos de defectos”. Esto no quiere decir que se nos pida perfección. Jehová nos verá sin ningún defecto si hacemos todo lo posible por profundizar nuestro amor y nos aseguramos de las cosas más importantes. Una manera de mostrar amor es esforzándonos al máximo por no hacer tropezar a los demás. La advertencia de no hacer tropezar a los demás es muy seria. Nuestro entretenimiento, nuestra ropa o incluso nuestro empleo pueden hacer tropezar a otras personas. Tal vez no hagamos nada malo, pero sería muy grave que nuestras decisiones hirieran la conciencia de alguien y lo hicieran tropezar (Mat. 18:6). w19.08 10 párrs. 9-11




¿Qué debemos hacer para que nuestro amor a Dios se haga más fuerte?

Para amar a Dios, necesitamos conocerlo. La Biblia dice: “El que no ama no ha llegado a conocer a Dios, porque Dios es amor” (1 Juan 4:8). El apóstol Pablo indicó que nuestro amor se fortalece cuando tenemos “conocimiento exacto” de Jehová y “pleno discernimiento” de cómo ve los asuntos (Filip. 1:9). Cuando empezamos a estudiar la Biblia, aprendimos algunas cosas sobre Dios, y ese conocimiento nos hizo sentir amor por él. Pero nuestro amor se fue haciendo más intenso al aprender más sobre él y sobre sus maravillosas cualidades. Con razón, estudiar con regularidad la Palabra de Dios y meditar en ella es tan importante para nosotros (Filip. 2:16).

Según 1 Juan 4:11, 20, 21, ¿a quiénes debemos amar también para que abunde nuestro amor?

El gran amor que Dios nos tiene nos motivará a amar a los hermanos (lea 1 Juan 4:11, 20, 21). Quizás pensemos que ese amor surgirá de manera natural. Al fin y al cabo, servimos a Jehová y tratamos de copiar sus cualidades. Además, seguimos el ejemplo de Jesús, que nos amó tanto que dio su vida por nosotros. Pero lo cierto es que a veces nos cuesta obedecer el mandato de amarnos unos a otros. Veamos lo que ocurrió en la congregación de Filipos.

¿Qué lecciones aprendemos del consejo de Pablo a Evodia y Síntique?

Evodia y Síntique eran dos entusiastas hermanas que habían servido “lado a lado” con el apóstol Pablo. Pero tal vez dejaron que las diferencias personales las separaran. Pablo las mencionó por nombre en su carta y les dio consejo directo. Les dijo que tenían que ser “de la misma mente” (Filip. 4:2, 3). El apóstol también vio necesario decir a la entera congregación: “Sigan haciendo todas las cosas libres de murmuraciones y discusiones” (Filip. 2:14). No cabe duda de que estos consejos directos contribuyeron a fortalecer el amor que se tenían tanto estas leales hermanas como el resto de la congregación.

Todos los Derechos Reservados Copyright © 2020 Watch Tower Bible and Tract Society of Pennsylvania JW.ORG.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *